viernes, 16 de octubre de 2009

Soñe


Me rompo los brazos para no abrazarte,

pero olvide quitarme los ojos para no llorarte.

Mi voz se volvió lamento, el aullido del lobo llamaba a la luna.

Ella se resistía, no encendía la luz, sin embargo mis pies me llevaban a la oscuridad de tu silencio, en la mazmorra el castigo de la indiferencia, heria mas que un látigo humedecido.

Desperté!, me observe, te busque en mi cama, ahí estabas! y me di cuenta que sin ti Mi Señor, el dolor no tiene significado, las marcas no tendrían recuerdos y los caracoles no olearían mas al mar.

Mi señor, el de mis sueños.

martes, 6 de octubre de 2009

El cine

Para mi amo.

Era un lunes, lo recuerdo bien porque ese día no trabajo, mi amo y yo caminabamos y de pronto surgió la idea de hacer algo diferente, una sesión con publico.
Así que fueron a un cine porno en el centro de la ciudad, ella llevaba una mini de mezclilla, no llevaba tanga, una blusa con la que se notaban los pezones endurecidos por el calor.
Al entrar la perra sabia que llamaba la atención de todos, casi siempre el publico es solo hombres, la perra se excitaba al saber que era objeto de la atención de todo mundo.
Al sentarse comenzaron a ver la película, con escenas que a la perra se le antojaban, su amo le pidió se levantara la falda y con las piernas abiertas se comenzara a tocar.
Ella obedeció, y al voltear observo como los que estaban alrededor, se masturbaban, ya no veían la película, ella tocaba la verga de su amo, la sintió dura, así que en un momento la perra lo único que se le ocurrió es agacharse y comenzar a comer la verga dura de su amo.
Ella sabia que los demás la miraban, así que movía el culo ofreciéndoselos.
Así después de que ambos se vinieron, salieron del lugar, llegaron a casa y durmieron abrazados.
Gracias Amo.